viernes, 2 de diciembre de 2011

Bocaditos de Langostinos y pescado


Una forma fácil y práctica para hacer una comida informal o un Finger food.
Una manera original de sorprender a sus invitados.
Son deliciosos, se pueden acompañar con salsa de soja o mayonesa.
Yo los acompañé con jugo de limón.

INGREDIENTES:

Langostinos: 16
Salsa de soja: 1 cucharada. 
Ajo: 1 Diente
filet de merluza o brótola, o salmón blanco  200 g
Cebolla de verdeo : 2
Azúcar : 1 pizca
sal y pimienta a gusto 
Masa de wonton: 16 Láminas
Clara de huevo : 1 
aceite para freír cantidad necesaria

Si no consigue masa de wonton puede usar las tapitas de los pastelitos que vienen cuadrados.

Lo ideal es comprar unos lindos langostinos enteros, tienen que estar sanitos y de color uniforme.
Tienen que tener buen olor.
Si llega a sentir un olor fuerte como a amoniacado tírelos, no sirven.

Le sacamos la cabeza, las patas y de a poco le vamos sacando la caparazón dejando la cola y la última parte de la caparazón. 
Los enjuagamos bien y los secamos con papel de cocina o absorbente.
Los dejamos reservados en un plato.

En un bol colocamos el pescado cortado en cubos, le agregamos la salsa de soja el diente de ajo, la cebolla de verdeo, lo salpimentamos, le agrego una pizca de azúcar.
Si lo desea puede poner algunos langostinos si estan rotos, o agregarle la carne que tiene dentro de la cabeza del langostino.
Se saca fácilmente con una cucharita.
Todo esto se procesa o lo pica bien chiquito, aunque no quede bien picado queda rico igual, y de paso se aprovecha todo el langostino.
Generalmente la carne dentro de la cabeza de langostino se utiliza para hacer caldo o un fondo de pescado.

Ahora agarramos una tapita cuadrada de masa que puede ser de wanton o wantan o la de los pastelitos, rellenamos con lo que procesamos y le agregamos el langostino entero, con la cola asomando para afuera y doblamos la masa encerrando el relleno y la parte sin caparazón del langostino.
Se puede pegar la masa con clara de huevo o con agua.
Formamos un paquetito como si fuera un sobre.

Ponemos aceite a calentar, abundante aceite asi se fríen bien y no se empapan de aceite.
Cuando está caliente el aceite vamos fríendo los paquetitos.
Una vez dorados los sacamos y los ponemos sobre papel absorbente para que escurran.
Y listos para acomodarlos en un plato y acompañamos con salsa de soja, jugo de limón o mayonesa colocados en bols adecuados.
Son deliciosos, una forma distinta de hacerlos.