miércoles, 29 de agosto de 2012

Tarta de jamon y queso


En casa nos gustan las tartas gorditas, así que anoche hice una de jamón y queso a mi modo.
A todos les gustó, y a los 4 quesos.

INGREDIENTES:

300 g de jamón cocido o paleta
2 tapas de torta pascualina (hojaldradas o criollas)
250 g de queso mantecoso, cremoso o cuartirolo
200 g de queso muzzarella
1 tomate
1/2 taza de arvjeas congeladas
sal y pimienta a gusto
orégano a gusto
4 huevos
1/3 taza de leche
2 cucharadotas de queso crema
2 o 3 cucharadas de queso rallado


















Usé un molde desmontable para tortas, lo enaceité y coloqué una tapa de torta de pascualina.


















Tapizo el fondo con una capa de queso muzzella y arriba una capa de queso cremoso.


















Le pongo la mitad del jamón cocido o paleta cortado en tiras.


















Lo cubro con otra capa de queso mozzarella y con pedacitos de queso cremoso, le puse hasta el último pedacito que me quedaba.


















Le coloco lo que quedaba del jamón cocido o la paleta.


















Corto el tomate en rodajas cubriendo toda la superficie y salpimento solo los tomates y espolvoreo con orégano (puede ponerle pizza adobo si lo desea)


















En un bol, bato los 4 huevos y reservo una cucharada aparte para poder pintar la tapa.
Le agrego, la leche, el queso crema y mezclo bien, por último le agrego el queso rallado y las arvejas o guisantes descongelados.


















Así queda la preparación antes de volcarla sobre el relleno.


















Y vuelco el batido sobre el relleno, tratando de que quede más o menos las arvejas o guisantes distribuidos de forma pareja.


















Lo cubro con la otra tapa de torta pascualina (en este caso una tipo hojaldrada), y repulgo.


















Lo pinto con la cucharada de huevo batido que había reservado y espolvoreo con semillas de sésamo blanco (es opcional) o con las semillas que más les guste pueden ser: de sésamo negro, amapola o de girasol.
Lo llevo a horno precalentado a 230°C, hasta que esté dorada.


















Una vez dorada, la desmoldo y la coloco en un plato listo para llevar a la mesa.


















Esta porción está fría quería mostrarle como quedaba así, igual es re rica, se puede calentar en el microondas.