miércoles, 19 de noviembre de 2014

Pescado frito en harina de garbanzos y especias



Esta receta la vi hacer hace muchos años.
Es de origen hindú.
Así que decidí hacerla para variar un poco la receta de pescado.

INGREDIENTES:

600 g de filetes de merluza sin espinas
1 taza de harina de garbanzos
sal y pimienta a gusto
2 dientes de ajo
agua calentita (más que tibia) 1/2 taza aproximadamente
1 pizca de comino
1/2 cucharadita de coriandro en polvo.
aceite cantidad necesaria para freir




















En un bol coloco la harina de garbanzos.
La compré en una dietética, pero en los supermercados venden las bolsitas de 1/2 kilo envasadas al vacío (son más caras).



















En el vaso de la minipimer, coloco los dientes de ajo cortados con un poco de agua caliente y la mixeo o proceso, hasta obtener un líquido con mucho olor a ajo.



















Antes de echarle el licuado de ajo, le agrego sal y pimienta a gusto, tambíen el comino y el coriandro en polvo agrego el licuado de ajo y lo mezclo bien.
Después de haber integrado bien los ingredientes lo dejo reposando por espacio de 2 horas a temperatura ambiente.
La receta pedía cilantro, culantro picado 2 cucharadas, como acá en Buenos Aires es díficil de conseguir en las verdulerías lo reemplacé con el coriandro el polvo.



















Coloco los filetes de merluza en un plato y los sal de ambos lados y los rocío con jugo de limón, y lo dejo en la heladera por espacio de una hora.
Una vez pasado el tiempo de reposo, preparo una sartén con abundante aceite para freír, voy pasando los filetes por la preparación de harina de garbanzos y especias y los frío de ambos lados.



















Cuando están dorados de ambos lados, los pongo a escurrir sobre papel absorbente y sigo fritando hasta terminar con todas las postas de merluza.



















A estos filetes los acompañé con repollitos de Bruselas (ya se termina la época) salteados en manteca, eran tan chiquitos que no pude resistirme a comprarlos, y con una ensalada de tomate y cebolla aderezada con aceite de oliva y vinagre de vino.
Pero puede acompañarlo con la ensalada que desee.